La remesa de articulillos independientes de Antonio Balsalobre

Cumplidos

El mejor “cumplido” que puede recibir un columnista es que digan: “A ver qué dice hoy el gilipollas este”, asegura Manuel Jabois. Y así retumba a veces en los oídos de quienes escribimos a diario y no paramos de torrarles la oreja a los lectores con nuestras fobias, filias, manías, apegos, ocurrencias y hasta disparates. Pero lo que en principio podría parecer un insulto es en realidad, y en esto coincido con el periodista, un halago. Pues quien así “insulta”, se apresta en realidad a hacer un esfuerzo y a franquear el portal de un artículo, que es su título, para adentrarse, esté de acuerdo o no finalmente con nosotros, en la multitud de sus palabras. Me consta que en ocasiones esto también ocurre con esta columnilla. Con un pequeño cambio dialectal, eso sí, en la formulación del cumplido: “A ver que dice hoy el tontopijo este”.

“Toma el dinero y niega”

Camuflado tras un mascarilla que le llegaba hasta las cejas y unas gafas que velaban sus ojos, no tres, como San Pedro, sino “500 veces” negó Aznar (titubeante e inseguro, cosa rara en él) la “caja B” del PP, los sobresueldos y los papeles de Bárcenas. Rajoy también negó, pero al menos dio la cara. Las evidencias judiciales son, desde luego, otras. La propia Audiencia Nacional estableció que el PP se financió, al menos desde 1989, con una “caja B”. Por momentos fue hilarante ver a Aznar contestando on line a las preguntas de la acusación. Recordaba a los padres de Allen en “Toma el dinero y corre”, disfrazados con gafas y bigotes postizos para que no los reconocieran en una entrevista al sentir vergüenza del calamitoso hijo que tenían. No se podrá decir que estas declaraciones y esa pinta no dan para hacer otra película chusquera: “Toma el dinero y niega”.

Envarado

Superada la moción de censura, el Gobierno regional encalló. Casi al mismo tiempo, por cierto, que el Ever Given. La diferencia radica en que el buque que obstruía el canal de Suez ya ha sido reflotado y el ejecutivo transfuguista murciano sigue bloqueado. Semanas después de prometerles a los expulsados de Vox que les entregaría la Consejería de Educación y Cultura, López Miras parece querer volver ahora sobre lo dicho. No sabemos si por la responsabilidad que entraña entregar la educación de las futuras generaciones a la intolerante y excluyente extrema derecha, o por el vértigo que le produce la contestación que se le avecinaría. Se prevé que dentro de unos días el tráfico quede restablecido en el canal; aquí sin embargo, sea cual sea la solución final, el gobierno de Miras seguirá envarado, atado de pies y manos por sus perniciosos pactos.

Aquel que anduvo en la mar

Hace un año, tres semanas antes de Semana Santa, cuando empezábamos a preocuparnos por una pandemia que creíamos pasajera, andaba yo paseando por la Vía Dolorosa, en la ciudad vieja de Jerusalén. Aun no siendo creyente (cosa que no está reñida con estar profundamente imbuido de cultura cristiana), no pude dejar de sentir una honda palpitación del espíritu, que es como definía Machado la poesía, mientras deambulaba por aquel itinerario que, según la tradición, tomó Cristo, cargando con la Cruz, camino de su crucifixión. Como el poeta sevillano en su saeta, yo tampoco pude cantar ni quise a ese Jesús del madero. A ese Jesús secuestrado por el nacionalcatolicismo, la Iglesia y los poderosos. Si tuve, sin embargo, un recuerdo para el Jesús de los desfavorecidos, para aquel que anduvo en la mar.

 

 

Compartir esta noticiaShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Escribir un comentario