Tovarich: “Si compones música pensando en lo que le gustará al público dejas de ser feliz”

ENTREVISTA

Fotografía de Juan Ríos Ortega

El emergente grupo ciezano repasa su trayectoria y proyectos de futuro

Javier Gómez Bueno

Andrés Villa y Celia Aroca son los integrantes de Tovarich, un emergente grupo musical ciezano que intenta abrirse camino en el mundo de la música. Andrés se encarga de la música y las composiciones; Celia es la voz. Amigos desde la adolescencia, es ahora cuando unen sus talentos de cara al público para ofrecer un resultado muy logrado: una voz armoniosa y una música desgarradora. Tovarich en estado puro

Pregunta: Tovarich, que en ruso significa camarada. La amistad entre vosotros se remonta a hace más de un cuarto de siglo. En ese sentido, con esa complicidad de los años, ¿ha resultado más sencillo para vosotros compaginaros musicalmente? ¿Cómo surgió la idea, después de tantos años, de actuar juntos y formar un grupo?

Respuesta: Realmente, lo de tocar juntos lo llevamos haciendo mucho tiempo lo que es nuevo es la exposición pública. Nos conocimos en el colegio y somos camaradas desde entonces. Lo de tocar juntos ha sido lo natural, a mí me gustaba cantar y a Andrés le gustaba hacer canciones, apunta Celia. Según Andrés, estaba claro que en un pueblo como Cieza tarde o temprano nos teníamos que conocer y hacer cosas juntos. Todos los bichos raros nos conocemos en el pueblo (ríe). Lo de tocar en público fue algo espontaneo, gravamos un video y lo colgamos en eso de las redes sociales y parece que a la gente les gustó y decidimos seguir haciendo cosas, así de sencillo.

P: Cantáis temas propios y versionados (de vuestras influencias), ¿cómo definiríais vuestro estilo?

R: Pues no sabríamos decir si pertenecemos a algún estilo en concreto, lo que sí tenemos claro es nuestra manera de hacer las cosas, cuando decidimos versionar algún tema procuramos darle la vuelta y proponer algo nuevo. Por ejemplo, el primer video que grabamos era un versión del grupo The Velvet Underground llamado All tomorrow’s parties, la gente pensó que era un tema nuestro porque no se parecía en nada al original.

El tema de las etiquetas está bien para que la gente tenga una referencia, pero es algo que nos es indiferente. En nuestro primer disco hay temas de muchos estilos diferentes y ha sido la gente quien ha ido sacando parecidos.

Nuestro amigo José Antonio Fernández ‘el Chache’ escribió una crítica de nuestro disco analizando las nueves canciones una a una, y nos encantó ver como sacó parecidos que nosotros no habíamos visto. Siempre que nos preguntan por influencias los remitimos a este artículo. ¡Nos caló a la perfección!, carcajea Andrés Villa.

P: Andrés Villa se ha caracterizado desde su juventud como una voz crítica contra el sistema establecido y ha sido muy activo políticamente. ¿Esa rebelión y/o reivindicación se plasma ideológicamente en vuestra música?

R: La música y la cultura por sí solas ya son revolución. Cualquier acto de creación es un acto revolucionario y los artistas que crean tienen la obligación de contar lo que ven y de señalar las cosas que creen que no están bien. En nuestro caso intentamos transmitir optimismo en nuestras canciones y enviar un mensaje de compañerismo y contra el individualismo que impera en nuestra sociedad.

P: La armoniosa voz de Celia se compenetra con los sonidos, en ocasiones desgarradores y melancólicos, de Andrés produciéndose una simbiosis equilibrada e impactante. ¿Esperabais un resultado tan logrado?

R: Este disco es el resumen de unos diez años. En el disco hay temas que tienen mucho tiempo y ha sido un trabajo a fuego lento. En este tiempo nos han pasado muchas cosas y todos los cambios se ven reflejados. El resultado es producto de la paciencia y, sobre todo, de no tener perjuicios a la hora de hacer canciones. Básicamente hemos hecho lo que nos ha dado la real gana.

Puede parecer que las nueve canciones son muy diferentes pero si lo escuchas un par de veces empiezas a reconocer la conexión entre ellas.

Poco a poco nos vamos acercando al sonido Tovarich, lo difícil de esto de la música es encontrar tu propia voz, tu estilo personal, tu sello, todo lo que hacemos se resume en eso mismo encontrar nuestro sello propio pero es muy fácil y difícil a la vez. En definitiva, siempre tienes que hacer lo que te apetece, no forzar la máquina. Si te pones a componer pensando en el público, lo que puede gustar a la gente, si haces eso la estas cagando, dejas de ser feliz y empiezas a producir basura.

P: De todos los lugares donde habéis actuado, ¿en cuál os habéis sentido mejor? ¿Percibís el calor del público? ¿Qué queréis transmitirle?

R: Está claro que nuestra casa musical es el Club Atalaya. Bueno la nuestra y la de la mayoría de grupos ciezanos, destaca Andrés Villa, acompañándolo con una sonora carcajada. Es el sitio donde presentamos nuestro primer disco y donde más cómodos estamos. La presentación del 26 de junio fue doblemente sorprendente. Por un lado estrenamos formato de banda y la cosa sonaba bastante bien para el poco ensayo y, por otro lado, la acogida del público de las canciones. A todo el mundo le gustó mucho. Aunque es verdad que la mayoría eran familia y amigos (vuelve a reír), pero bueno parece que el directo funciona y que el formato banda gusta bastante.

P: ¿Hacia dónde queréis que os lleve el sendero que habéis iniciado? ¿Cuál es vuestro leitmotiv? ¿Cuáles son vuestros objetivos futuros?

R: La verdad es que viendo como están las cosas preferimos no hacer planes, el tema del futuro está un poco raro. Nuestro leitmotiv siempre es el mismo: la música, la creación. El hecho de poder tocar para la gente es un privilegio en los tiempos que corren.

Solo nos mueve poder transmitir emociones y mensajes. Tan sencillo como que nos encanta tocar y ese es el único objetivo, poder seguir tocando.

P: ¿Cómo observáis el panorama musical en Cieza? ¿Existe potencial?

R: Sí, hay mucho potencial. Tenemos buenas bandas en Cieza y gente que está haciendo las cosas muy bien. Compartimos espacio de ensayo con bandas ciezanas como Lucky Duckes, Velkhanos o La Esencia de Chuky y hay mucho nivel musical en nuestro pueblo. Seguro que van a dar que hablar estas bandas tienen buenas canciones y son jóvenes, estaría bien que el pueblo les prestara un poco más de atención y que las instituciones les apoyaran un poco más.

P: ¿Cuál ha sido la experiencia o anécdota que más os ha impactado mientras actuabais?

Pues hace dos años tocamos en Murcia en mitad de la calle en una actividad organizada por el ayuntamiento y nos pusieron enfrente de un seminario o algo así. Tuvimos de público a un fraile que cuando termino la actuación se nos acercó a felicitarnos y a decirnos que le habíamos encantado. Fue curioso, señala Villa.

P: Finalmente, ¿cuál es el recorrido que deseáis que lleve Tovarich?

R: La idea es seguir tocando y promocionar un poco más este primer disco. Nos ha pillado el tema de la pandemia y pensamos que las canciones del disco todavía están por descubrir.

Tenemos la suerte de contar con unos músicos buenísimos que nos acompañan en algunos conciertos Gustavo, Luis y Moji y nos gustaría potenciar esta faceta de banda. Esperamos poder tocar bastante este 2022 si el tema de la pandemia se va solucionando.

 

 

Compartir esta noticiaShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Escribir un comentario