Destellos que celebrar, a través del prisma de Maura Morés

Destellos que celebrar El 12 de octubre me ha sorprendido en Toledo. Y he podido darme cuenta, en la ciudad en la que confluyen termas soterradas dedicadas a un mito griego, ruinas de mezquitas, portones cuyos dinteles dieron sombra de adiós sin retorno a israelitas en el 1492 y un viejo alcázar al que cruzó fuego fraterno y que ahora atrae a cualquiera que desee ver de cerca un letal arcabuz, de que todo ese dédalo de calles, esos chándales con elástico que conviven junto a chalecos acolchados verdes de…

Leer más

Nostalgia de la pana, según Maura Morés

Nostalgia de la pana Todos los días en los que escucho alguna referencia en los medios a las becas universitarias me da por pensar en cuántos morros de beber tabasco y cuántos Airbnb’s en Londres habrán sufragado, mientras entre sus castigados compañeros sus destinatarios mantendrán que la cuantía se queda íntegra en alquileres y viajes al Mercadona. No se me echen encima: muchos amigos y conocidos emplearon ejemplarmente la suya. Y algún día podrían haber sacado algo del banco para darse un gusto, faltaría. Pero, curiosamente, eran los más pobres,…

Leer más

Quiero ser tú, por Maura Morés

Quiero ser tú Lo de sacralizar las redes sociales que dependen de la estética y a los que mandan en ellas es cada vez más bochornoso -pero divertido-. Lo mismo que dijo un pobre diablo de los que dependen del peluquero como los náufragos de La Medusa del vino, en un programa de Cuatro la otra noche, se puede aplicar a decenas de conocidos míos: «Me quitas el Instagram y yo no soy persona, vamos, yo no puedo vivir». Quizá yo también comparta algún trocito de parecer con el personaje….

Leer más

Pastillas de loto, por Maura Morés

Pastillas de loto Se puede albergar poca esperanza en el futuro humano de una sociedad cuando le da por el loto. Recuerdo que, estudiando una introducción al griego en la Secundaria con un profesor sabio y por ende despistado a quien pocos tomaban en serio -yo misma aproveché una lección de numismática para abrir otra pestaña de búsqueda en el ordenador con fotos de futbolistas alemanes sin camiseta en vez de monedas de la Magna Grecia- aprendí que el loto inducía a la amnesia en los mitos helenos. En España…

Leer más

Esa poesía de pobres, por María Morés

Esa poesía de pobres Cuando acechan en lontananza tiempos de zozobra y cogote encorvado, como ahora, en el mundo del 2020 atenazado por el virus y por tantos proyectos económicos y humanos que este va a cobrarse cual deidad fenicia insaciable, no viene mal barnizar un poquito con romanticismo y esa luz de la que habla mi amiga Miriam, pluma estrella de este rotativo, los quehaceres y normas del día a día. Acabo de beberme el café con leche desnatada de todas las mañanas; lo hago porque me manda escopetada…

Leer más

Mantequilla e Ipads, según Maura Morés

Mantequilla e iPads La primera vez que visité Zaragoza quedé enamorada de una tienda de gourmandises como las del norte de Francia que podías encontrar en una de esas pocas calles del centro que aún albergan comercios de artesanía religiosa o corsetería obsoleta. Entre abanicos de nácar, pastilleros esmaltados, figuritas de San Josemaría Escrivá y camafeos o guardapelos algo inquietantes, sobresalía aquella cueva del placer cuyo aroma a mantequilla y esencia de vainilla te envolvía a metros de distancia. Tuvimos que entrar, claro, y compramos una caja de color coral…

Leer más

Divorcios, por Maura Morés

Divorcios Nos hallamos muy preocupados por el uso exhaustivo de gel hidroalcóholico en cuanto entramos en un establecimiento y por toser siempre contra el codo, pero la vida pandémica deja otro rastro de deflagraciones destructoras a su paso. Enrique Ponce ha terminado de cansarse de Paloma Cuevas durante nuestro encierro, seguramente menos idílico que el de Pampinea o Fiammetta. Neifile, la nueva amante, es infinitamente más joven y menos rígida. Seguro que no le importa mancharse la barbilla y los dedos de salsa teriyaki cuando salgan por ahí. Y me…

Leer más

Antes, por Maura Morés

Antes De esperar: mi primera columna enteramente profesional en veintinueve años está siendo redactada bajo el gratinado de un taladro, cortesía de algún vecino descontento con lo que ofrece la vivienda de por sí. Antes, seguramente se habría visto en apuros perturbando la siesta de junio de comerciantes y asalariados tras la primera mitad de su jornada. Antes. Siempre resuena en mi cabeza, quizá porque me gustaba que no llamaran al fijo de las casas tras comer o la caída del sol. Y, cuando te esfumabas lo que el sistema…

Leer más

Foodievirus, según Maura Morés

FIRMA INVITADA Foodievirus Maura Morés Me ha dado por rastrear el origen del término foodie para arrancar esta reflexión que ha empezado con un lastimero aullido gástrico. Como cualquiera puede buscarlo y constatar que fue una creación de un célebre cronista gastronómico del New York Magazine, no voy a ocupar espacio con información redundante. Es más importante pensar en el porqué de la existencia de los foodies y en las causas de su proliferación. Tal vez se deba a que los medios han decidido que van a canalizar para siempre…

Leer más