IU-Verdes valora la Ley Orgánica de Formación Profesional

La portavoz de educación de los ecosocialistas ciezanos, Nerea Martínez, destaca que “el anteproyecto consolida el sistema único de Formación Profesional integrando la FP del sistema educativo y la FP para el empleo en un solo modelo al servicio de estudiantes y trabajadores empleados o desempleados”

 Crónicas de Siyâsa/IU-Verdes

El pasado martes, 15 de junio, el Consejo de Ministros aprobada en primera lectura el anteproyecto de Ley Orgánica de Formación Profesional. Se trata de un texto que establece un sistema gradual y acumulable, que abarca desde microformaciones hasta cursos de especialización y apuesta por un robusto sistema integral de orientación profesional al servicio del ciudadano, basado en el acompañamiento durante el aprendizaje a lo largo de la vida.

En un comunicado de prensa, la portavoz de educación de IU-Verdes de Cieza, Nerea Martínez, ha destacado que el borrador del anteproyecto de la futura Ley Orgánica de Ordenación e Integración de la Formación Profesional consolida el sistema único de Formación Profesional impulsado por el Ministerio de Educación y Formación Profesional (MEFP), integrando la FP del sistema educativo y la FP para el empleo en un solo modelo al servicio de estudiantes y trabajadores empleados o desempleados.

La portavoz ha subrayado que uno de los objetivos prioritarios del Ministerio es transformar la Formación Profesional “para que esta sea de primer nivel, dé respuesta a las demandas del mercado laboral y responda a los intereses, expectativas y aspiraciones de cualificación profesional de las personas a lo largo de su vida”.

También, ha explicado que el nuevo modelo de Formación Profesional se sustenta en la participación, la corresponsabilidad pública y privada, la estrecha vinculación entre los centros de formación y las empresas, la conexión de la oferta con la realidad laboral, la innovación, la investigación aplicada o el emprendimiento.

Martínez ha advertido que desde hace años, existe un desequilibrio entre el nivel de formación y las necesidades del mercado laboral, de tal forma que en 2021, en España solo 25% de la población activa dispone de cualificación intermedia y el 35% tiene cualificación baja. “Sin embargo –según los objetivos del Ministerio que dirige Isabel Celaá-, en 2025, el 50% de los trabajos requerirán un nivel de cualificación media (técnicos y técnicos superiores de Formación Profesional) y solo el 16% un nivel bajo, según datos del Centro Europeo para el Desarrollo de la Formación Profesional”, ha precisado.

Asimismo, la portavoz ha señalado que en el ámbito de la formación de la población activa, España dedica 17 horas anuales por trabajador o trabajadora, ocupando así el puesto 61 entre 100 países, según el Foro Económico Mundial. En Alemania, que ocupa el puesto 10, se invierten 50 horas.

Además, según los últimos datos de la última Encuesta de Población Activa, el 46% de la población activa carece de acreditación profesionalizante, lo que resta valor añadido a las empresas y sitúa a los trabajadores y trabajadoras en una situación más vulnerable y, por otra parte, solo el 12% de los jóvenes españoles están matriculados en Formación Profesional, frente al 25% en la OCDE y el 29% en la Unión Europea.

Martínez ha concluido valorando que el anteproyecto presentado estableceun nuevo ordenamiento más flexible, que responde a las demandas de Formación Profesional de la ciudadanía”.

 

 

Compartir esta noticiaShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Escribir un comentario