Editorial

    Imagen de Carlos J. Lucas González

La Navidad de Cieza, su Semana Santa y la deuda de Murcia con la localidad

Esta semana se ha presentado la programación navideña para Cieza. Resulta variada y amena para que todos los ciezanos y ciezanas podamos disfrutar en estas emblemáticas fechas de unas actividades que puedan, sobre todo, fomentar la ilusión de los más pequeños, que son los que viven estos momentos con mayor intensidad y emoción. Aunque la programación está realizada para todas las edades y gustos, pues los mayores también podemos abstraernos de nuestros quehaceres diarios y pasar momentos entrañables con nuestras familias y amigos. Sin duda, la Navidad ciezana, con el adelanto del alumbrado y el incentivo para el comercio local, va dando pasos importantes que potencian y reavivan esta época; que fue olvidada en años anteriores, cuando resultaba más fructífero el interés personal que el colectivo.

Por otro lado, se reaviva el esfuerzo para que la Semana Santa de Cieza, la gran semana de pasión de la localidad, pueda alcanzar la tan deseada, y creemos que merecida, declaración de Interés Turístico Internacional. En otras ocasiones, en estas mismas líneas, hemos reconocido y puesto en valor el esfuerzo, el sacrificio personal y la entrega sin límites que ponen nuestros conciudadanos, que son miles los que lo realizan, para que esta celebración vaya mejorando todos los años. Deseamos que el esfuerzo no sea baldío y, más pronto que tarde, obtenga su justa recompensa. Por el bien de quienes sienten la devoción y por el bien económico de la localidad.

Por último, Pascual Lucas, el regente del municipio, se reunió esta semana con el presidente regional, Fernando López Miras, para exigir que la Comunidad Autónoma se haga cargo de la deuda económica que tiene con Cieza, que supera el millón y medio de euros, para que este lastre no siga recayendo en las arcas municipales; es decir, en los bolsillos de todos los ciezanos y ciezanos de manera indebida.

El presidente regional se comprometió a asumir sus competencias y saldar las cuentas: entre ellas las del colector de Ascoy, que urge de una solución inminente en la que ya se están dando los primeros pasos por parte municipal, el Puente de El Ginete, que sería muy beneficioso para nuestros agricultores, y otros servicios como son el Centro de Atención Temprana y el Conservatorio, que se sustentan con la hacienda ciezana mientras Murcia, que es la debe, mira hacia otro lado.

No hay nada firmado, solo la palabra de López Miras. Es deseable que la cumpla. Y, además, obligatorio. Porque los ciezanos también somos parte de esta Región a la que contribuimos con nuestro esfuerzo y nuestros impuestos. El presidente autonómico tiene una ocasión única para demostrar que vela por los intereses de toda la Región, incluidos, por supuesto, los de Cieza. Actuar como corresponde a su cargo, el de presidente de la Región de Murcia. Por ello, es el momento de que sea leal y consecuente con Cieza.

 

 

Compartir esta noticiaShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Escribir un comentario