Capturan a un atracador gracias a la colaboración ciudadana

Después de atracar a un comerciante chino y dejarlo herido, el supuesto atracador fue detenido y puesto a disposición del juzgado de Cieza

Crónicas de Siyâsa/Guardia Civil

El pasado domingo, 13 de noviembre, la Benemérita fue alertada de la comisión de un robo con violencia en un establecimiento comercial de Abanilla. Su propietario, un ciudadano chino, fue objeto de un asalto con arma blanca que logró repeler, si bien, fruto de la violencia empleada, resultó herido con un corte profundo en una de sus manos.

Efectivos de la Guardia Civil se desplazaron al lugar donde ya se encontraban miembros de la Policía Local del municipio que, en un primer momento y alertados por el suceso, se habían desplazado para entrevistarse con la víctima y recabar información.

Las primeras pesquisas permitieron a los agentes averiguar que el atracador, ataviado con un pasamontañas, accedió al establecimiento esgrimiendo un cuchillo de grandes dimensiones con el que amenazó al empleado exigiéndole que abriera la caja o de lo contrario le cortaría el cuello. El empleado hizo frente a su agresor que antes de huir del lugar, lo agredió con el cuchillo y le produjo un corte profundo en la mano, por lo que tuvo que ser trasladado a un hospital de la capital, donde le practicaron la sutura de los cortes que presentaba en tres de sus dedos.

Colaboración ciudadana

El hecho, cometido pasadas las tres de la tarde del domingo, había sobresaltado a los vecinos de la zona, alguno de los cuales pudo aportar la descripción física del sospechoso que, al salir del establecimiento, se retiró el pasamontañas de la cara y huyó a pie del lugar. Gracias a estas colaboraciones, la Guardia Civil centró la investigación en un joven, vecino del municipio y con un abultado historial delictivo, que se perfilaba como el autor del atraco.

La investigación continuó hasta averiguar que esta persona había acudido la noche anterior al establecimiento, aunque no realizó ninguna compra, supuestamente con la intención de conocer los pormenores del local tales como la ubicación de la caja registradora y el número de empleados.

En menos de tres horas, la Guardia Civil localizó al sospechoso en su domicilio y requirió su presencia en las dependencias del Cuartel de Abanilla, donde fue detenido como presunto autor de los delitos de robo con violencia e intimidación y lesiones graves.

El arrestado –español, de 39 años y vecino de Abanilla– y las diligencias instruidas han sido puestos a disposición del Juzgado de Instrucción de Cieza.

 

 

 

 

Compartir esta noticiaShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Escribir un comentario